lunes, 25 de mayo de 2009

LA CRÍA (2). Embuche a mano



En alguna camada, puede que algún pichón sea rechazado por los padres. Las causas no las conozco, pero si alguna solución. Cuando detectamos que las crías tienen un desarrollo desigual en los primeros días es conveniente observar si dan alimento a toda la camada, si no es así, como el caso que voy a presentar, tenemos la opción de CRIAR A MANO. Lo primero es contar con una buena papilla, bien comprada como tal o bien elaborada por nosotros mismos. Lo más importante es que la presencia de agua sea constante, ya que es muy importante un aporte líquido para el buen desarrollo del pichón. Para la ingesta de esta papilla hay criadores que prefieren embuchar con palillo, pero yo recomiendo el método de la jeringa, simplemente basándome en experiencias pasadas, porque el riesgo de meter aire en el buche a la cría puede ser suprimido simplemente quitándo el plástico sellante del extremo. En esta ocasión no ha sido necesario trasladar al pajarillo a otro emplazamiento, ya que la hembra a pesar de no darle de comer no ha intentado echarlo del nido ni le ha picado en exceso; así que el problema calórico se ha resuelto con total normalidad. Los embuches han sido aproximadamente cada 3 horas desde las 8 de la mañana hasta las 9 de la noche, y han durarado unos veinte días, aunque en los últimos tres días he limitado el embuche a la mañana y la tarde para que la cría comenzara a comer por sí misma.
Esto es simplemente una experiencia.
video

No hay comentarios: